/
 

Diástasis de los abdominales: qué es, causas y tratamiento fisioterapeútico

Diástasis de los abdominales: qué es, causas y tratamiento fisioterapeútico

La diástasis abdominal se trata de una de las consecuencias que se produce generalmente en las mujeres tras el embarazo, aunque existen otras causas de esta patología. Si quieres conocer qué es la diástasis del abdomen y cómo se trata mediante fisioterapia, ¡quédate leyendo este post! Te lo contamos todo.

¿Qué es la diástasis abdominal?

La diástasis de los abdominales ocurre cuando el tejido conectivo entre los rectos abdominales se separa en exceso, dañando este tejido conectivo que envuelve el sistema esquelético.

Esta condición aumenta en las mujeres embarazadas, debido a la progresiva expansión que ocurre a nivel del vientre abdominal por el crecimiento del feto. El 66% de las embarazadas padece diástasis de rectos en el tercer trimestre de embarazo.

La presencia de una diástasis implica que ante cualquier movimiento o esfuerzo realizado con el abdomen se ocasiona una fuga de energía en la pared abdominal.

Qué es la diástasis abdominalTipos de diástasis abdominal

Existen dos tipos de diástasis del recto del abdomen. Por un lado, en la diástasis funcional no existe una rotura de las estructuras del abdomen, pero se trata de una zona de riesgo.

En la diástasis anatómica, la estructura de fibras que une la musculatura del abdomen se rompe, haciendo que los intestinos salgan hacia afuera, generalmente, cuando se realizan esfuerzos.

Síntomas de la diástasis abdominal

Ante la presencia de diástasis abdominal los pacientes experimentan una disfunción en el suelo pélvico, disminuyendo así la fuerza abdominal, con un aspecto  del vientre flácido y descolgado, mejorando el estado físico y la calidad de vida.

Por otro lado, se pueden encontrar síntomas como la pérdida de controlar de la vejiga y el prolapso de órganos pélvico a través de la vagina.

La diástasis también provoca un dolor lumbo-pélvico, generalmente en posiciones de carga y ante esfuerzos, puesto que la musculatura no se encuentra en armonía.

Causas de la diástasis de rectosCausas de la diástasis de rectos

Factores como el sedentarismo, la falta de tono en la pared del abdomen y el aumento de peso y sobrepeso, aumentarán la presión en la cavidad abdominal, por lo que no se puede soportar la tensión que existe.

Por su parte, no solo el embarazo puede provocar la aparición de la diástasis abdominal, sino también los partos complicados pueden dar el tejido conectivo de los rectos del abdomen.

Una mala gestión de la carga y transporte de pesos elevados es otra de las causas de la diástasis abdominal, pues al ejercitar los rectos del abdomen se ejerce cierta presión en el interior del compartimento abdominal.

La inflamación intestinal, una mala digestión, la presencia de gases y estreñimiento también pueden ser causas de la aparición de la denominada diástasis abdominal.

Tratamiento fisioterapéutico para la diástasis abdominal

En primer lugar, es importante ponerse en manos de profesionales que puedan valorar el estado de los músculos del abdomen mediante la palpación. Mediante la fisioterapia, la diástasis abdominal puede ser corregida, siendo necesario para evitar una estabilización total del core.

La fisioterapia es una forma muy eficaz de controlar los síntomas provocados por la diástasis abdominal, por lo que se puede mejorar la fuerza y resistencia del paciente.

Ejercicios para la diástasis abdominal

Los ejercicios más recomendados para el tratamiento de la diástasis abdominal son los abdominales hipopresivos. A la hora de realizar abdominales hipopresivos, no solo se debe tener en cuenta la respiración, sino también prestar especial atención a la postura adoptada durante la práctica de estos ejercicios.

Así, los ejercicios hipopresivos se consigue prevenir la incontinencia urinaria, el debilitamiento del suelo pélvico en el postparto, y proporcionar una protección lumbo-pélvico eficaz.

Ejercicios para la diástasis abdominalVenus es el principal ejercicio hipopresivo de pie o gimnasia hipopresiva que se realiza de pie. Con las piernas separadas al ancho de las caderas, se flexionarán ligeramente las rodillas, manteniendo la columna estirada. Inclinando un poco el peso hacia delante, se estiran los brazos hacia atrás, girando las muñecas hacia dentro. En este momento, se realizarán respiraciones diafragmáticas.

Por otro lado, es importante trabajar el transverso del abdomen en profundidad. Mediante la técnica Tupler, se consigue reeducar los músculos del abdomen de forma segura. Se trata de una combinación de respiraciones profundas con movimientos elevadores de contracción de la musculatura transversal del abdomen.

Además, los ejercicios de Kegel para los músculos del suelo pélvico, pueden ser recomendados para el tratamiento de la diástasis abdominal.

Ciertos ejercicios como los abdominales o las sentadillas pueden llegar a empeorar la diástasis de rectos abdominales, por lo que es importante tener en cuenta este punto.

Si presentas los síntomas mencionados realacionados con la diástasis abdominal, no dudes en ponerte en contacto con nuestro equipo de fisioterapeutas expertos en Madrid. En Rekovery Clinic apostamos por la tecnología más innovadora para que la recuperación de nuestros pacientes sea de manera rápida y eficaz. Realizaremos un tratamiento basado en un buen control de la respiración, control y educación postural y ejercicios de fortalecimiento controlados por nuestros profesionales. Pide ya tu cita y disfruta de la primera consulta gratuita.

No hay comentarios

Escribe un comentario

1º consulta gratuita